Aislamiento Acústico

Cómo podemos combatir el ruido?
El ruido se puede combatir mediante aislamiento y/o amortiguación acústica.
 
 
¿Cuál es la diferencia entre aislamiento y amortiguación del ruido?
El aislamiento acústico prevee la reflexión y el redireccionamiento de las ondas sonoras, reduciendo así la intensidad del sonido en la dirección original de propagación.

Este tipo de insonorización se obtiene utilizando materiales pesados, o bien espumas acústicas especiales.

La amortiguación sonora indica la capacidad de un material de amortiguar el ruido. Se define como la relación entre la intensidad de las ondas sonoras que inciden en el material y las ondas sonoras que el material absorbe.
 
Un alto valor de amortiguación sonora es señal de un reducido grado de transmisión del sonido, y por ende, indica una buena capacidad de absorción acústica.
 
La amortiguación sonora es una medida logarítmica que a su vez se ve influenciada por el rango de frecuencias.

En cuántos dB se puede reducir en cada caso la transmisión del sonido depende de la situación inicial (nivel inicial de sonido, rango de frecuencias, valor real del sonido del elemento a insonorizar, puentes acústicos, etc.)

La amortiguación o absorción acústica transforma una parte de las ondas sonoras en energía calórica, es decir, las ondas se “pierden”.

El grado de absorción acústica describe la relación entre las ondas sonoras incidentes y las ondas que son absorbidas en cada rango de frecuencias.

A menudo aquí se indican valores >1. Esto se debe a que la superficie efectiva de un absorbente acústico resulta levemente mayor que su superficie geométrica.

Combinando medidas de aislamiento y amortiguación acústica se obtiene un efecto insonorizante extraordinario.

 

 

¿Cuál es la diferencia entre ruido de impacto y ruido aéreo?
El ruido de impacto es aquel que se produce por impacto en un medio sólido y se transmite a través de la estructura o de la superficie del mismo.

La amortiguación del ruido de impacto evita la transformación del ruido de impacto en ruido aéreo mediante la transformación de la energía al atravesar recubrimientos homogéneos que estén adheridos al cuerpo sólido.

El aislamiento acústico del ruido de impacto evita la propagación del ruido de impacto a través de la reflexión de las vibraciones en una capa elástica. 

Ruido aéreo es aquel que se propaga a través del aire en forma de ondas sonoras. 

El aislamiento del ruido aéreo evita la transmisión del sonido a través de superficies separadoras (p.ej. una pared). Generalmente se utilizan materiales pesados, preferentemente blandos y flexibles.

La amortiguación del ruido aéreo se logra mediante la absorción de energía sonora (absorción acústica) por medio de materiales absorbentes que posean una superficie amplia y porosa, la cual permita la penetración del sonido. Las moléculas de aire vibran dentro de los poros del material insonorizante y pierden intensidad por fricción, convirtiendo la energía sonora en calor.
 
 
Amortiguación
Máquinas, aparatos y ciertos componentes de vehículos producen ruido - por ejemplo - por vibraciones propias de la carcasa.
Para reducir el ruido es necesario amortiguar las vibraciones de dichos elementos.
Esto se logra con ayuda de láminas pesadas (láminas antirretumbo o antivibratorias), aumentando la masa de los componentes de chapa. 
 
 
Acústica ambiental / reverberación / absorbentes acústicos
En ambientes cerrados, como por ejemplo restaurantes, salones sociales y oficinas pero también en salas de estar de viviendas particulares o en las escaleras, a menudo el nivel de ruido es elevado.
La acústica ambiental se ve influenciada por la “reverberación” que hay dentro del ambiente. La reverberación se produce cuando el sonido reflecta en superficies (demasiado) rígidas, como ser paredes, techos o suelos. Mediante la eliminación de la reverberación se logra reducir el nivel de sonido dentro de un ambiente.
La reverberación – o mejor dicho – el tiempo de reverberación – se reduce cuando las superficies tienen la capacidad de absorber el sonido, como por ejemplo las espumas acústicas. Estas espumas “tragan” el ruido evitando la reflexión de las ondas sonoras.

De esta manera se logra reducir el nivel de sonido (ruido) aumentando al mismo tiempo la inteligibilidad. Gracias a una acústica ambiental mejorada se reduce subjetivamente la percepción del nivel de sonido, lo que genera un ambiente considerablemente más placentero.
Los materiales porosos o aquellos compuestos por fibras (espumas de poros abiertos o fibras no-tejidas de poliéster) son absorbedores acústicos ideales. 

 

 

Soluciones globales de reparacion, mantenimiento, obras, construcción, reformas, parquets y mucho más..

Contacto

Bravo y Montenegro S.L.
Recta de los Tarahales 31
35013 Las Palmas de Gran Canaria Las Palmas
Teléfono: +34 610675319+34 610675319
Fax:
Dirección de correo electrónico:

Nuestro horario de apertura

Lunes - Viernes08:00 - 16:00
Puede contactarnos en cualquier momento cumplimentando el formulario de contacto que ponemos a su disposición en esta misma web. Estaremos encantados de atenderle.

 

Si lo desea, también puede ponerse en contacto con nosotros a través de nuestro 

Formulario de contacto

Nuestros servicios

Consulte nuestro 

Catálogo de servicios.

Bravo y Montenegro en redes sociales

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© 2016 Bravo y Montenegro. All rights reserved.

Llamar

E-mail

Cómo llegar